10 PREGUNTAS SOBRE EL CASCO DE SEGURIDAD

Viernes, 17 Noviembre 2017 09:13
Proteger a los trabajadores de lesiones potenciales en la cabeza es un elemento clave de un programa de seguridad en casi el total de las industrias. Las razones más comunes por las cuales una organización define el uso de cascos de seguridad para sus empleados, están relacionadas con la protección de la cabeza de objetos que puedan caer de niveles superiores, con el impacto contra objetos que estén al mismo nivel o el contacto con riesgos eléctricos. La protección de cabeza puede además generar protección contra salpicaduras, lluvia, alta temperatura y exposición a rayos UV.
 
1 ¿Cuándo requiero un casco de seguridad?
 
Según OSHA 29 CFR 1910.135 si las siguientes condiciones están presentes se requiere el uso de un casco de seguridad: riesgo de objetos que caigan de niveles superiores, riesgo de impactos en la cabeza contra objetos que están al mismo nivel y riesgo de contacto eléctrico.
 
2 ¿Qué estándar industrial o aprobación necesitan los cascos de seguridad?
 
Puede variar según el país o la región. Algunos de los estándares más comunes son el de Protección de Cabeza ANSI Z89.1 versión 2009 y el de Protección de Cabeza CSA Z94.1 Versión 2005. Estos dos estándares definen el tipo y la clase del casco, lo que facilita su correcta selección según el riesgo. Sin embargo, las pruebas de los estándares pueden ser diferentes, lo que obliga a que el fabricante realizar los test requeridos por cada norma.
 
Las siguientes son las definiciones de tipo y clase según ANSI:
 
Cascos Tipo 1: cascos diseñados para reducir la fuerza del impacto en la parte superior de la cabeza.
 
Cascos Tipo 2: cascos diseñados para reducir la fuerza del impacto en la parte superior y lateral de la cabeza.
 
Clase C: cascos no diseñados para ofrecer protección contra riesgos eléctricos (conductivos).
 
Clase G: cascos diseñados para reducir el riesgo generado por contacto con conductores de bajo voltaje (probados hasta 2200V).
 
Clase E: Cascos diseñados para reducir el riesgo generado por contacto con conductores de alto voltaje (probados hasta 20000V).
 
3 ¿Cómo puedo identificar que estándares cumple el casco que uso?
 
El estándar ANSI requiere marcas o etiquetas en los cascos. Esta marca o etiqueta debe incluir: nombre o identificación del fabricante, fecha de fabricación, tipo y clase, ANSI/ISEA Z89.1 y talla o tamaño de cabeza. Algunas marcas o información en la etiqueta que es opcional incluye: baja temperatura, alta visibilidad o uso reverso.
 
4 ¿Puedo mezclar diferentes suspensiones con diferentes carcasas?
 
El fabricante del casco tiene la responsabilidad de realizar las pruebas a las carcasas y las suspensiones como una sola unidad según el estándar ANSI. Algunas veces ciertas suspensiones pueden ser testeadas con varias carcasas del fabricante para evaluar compatibilidad. No se deben intercambiar suspensiones o carcasas de diversos fabricantes, ya que como unidad no han sido probadas según los requerimientos del estándar.
 
5 ¿Cómo debo limpiar y almacenar mi casco?
 
Jabón suave y agua tibia, es tal vez la manera más recomendada para limpiar el casco (carcasa y suspensión). Luego de lavado se debe someter a secado con una toalla seca o al aire. No se recomienda el uso de abrasivos o solventes para limpiar alguno de los componentes del casco, pues éstos pueden provocar algún desgaste o deterioro. Los cascos no se deben almacenar en áreas de alta temperatura, cerca de hornos o bajo la luz solar directa.
 
6 ¿Cuándo debo cambiar mi casco?
 
Es probablemente la pregunta más frecuenta que nos hacemos. Las condiciones ambientales a las que se someta el casco durante su uso determinarán la frecuencia de cambio: exposición directa a la luz solar, temperaturas extremas, exposición a agentes químicos pueden generar una influencia considerable en la vida útil. La inspección diaria es la mejor forma de determinar cuándo cambiar cada uno de los elementos del casco. 3M como empresa fabricante de estos equipos, recomienda cambiar la suspensión al menos cada 12 meses y la carcasa entre 2-5 años.
 
7 ¿Necesito cambiar mi casco si fue sometido a un impacto?
 
Sí. Debe cambiarse el casco incluso si el daño no es visible. Una vez es impactado, los materiales pueden debilitarse y por tanto, no ofrecer la protección contra el impacto y la resistencia a la penetración.
 
8 ¿Qué debo revisar cuando inspecciono mi casco?
 
La carcasa y la suspensión se deben revisar diariamente antes de uso. Verifique que la carcasa no tenga quiebres ni roturas y la suspensión no tenga cortes. Los cascos expuestos permanentemente a la luz solar se pueden aclarar respecto de su color inicial y pueden tornarse menos rígidos. Si este es el caso, cambie el casco de manera inmediata.
 
9 ¿Puedo poner stickers o pintar mi casco?
 
Stickers no metálicos y o de adhesivo son aceptables en la mayoría de los casos. Sin embargo deben seguirse algunas recomendaciones generales: no use stickers para tapar un punto de impacto y póngalos al menos ½” desde el borde del casco. Las suspensiones no se deben pintar excepto que el fabricante lo autorice.
 
10 ¿Puedo utilizar gorras o algún elemento debajo de mi casco?
 
Bandanas, monjas, capuchas que no contengan partes metálicas pueden ser utilizadas si no generan mayor abultamiento en la parte alta de la cabeza. Se deben evitar puntos de presión entre el elemento y la suspensión, pues ésta no ajustará adecuadamente y generará disconfort. NO se recomienda el uso de cachuchas por debajo de los cascos, pues éstas interfieren en el trabajo de amortiguación de la suspensión al momento de un impacto.
 
Modificado por última vez en Jueves, 30 Noviembre 2017 15:57